22 de octubre de 2012

Sobre la belleza

Ya nos dijeron en “La Bella y la Bestia” que la belleza está en el interior, pero por algún motivo nos cuesta creérnoslo. A lo mejor es que está un tanto abstraído el concepto en el musical y por eso no lo vemos fácilmente.

¿Qué es la belleza? ¿Es subjetiva? ¿Es cuantificable? ¿Es jerárquica? ¿Depende de quien la contempla? Podemos hacernos las preguntas filosóficas que queramos; eso sí, alguna respuesta también tendremos que dar.

Los cánones de belleza han buscado estructurar, clasificar, seleccionar lo que es atractivo al ojo humano de lo que no lo es con diversos resultados que varían a lo largo de la historia de la humanidad y de las culturas.

La belleza en la naturaleza puede aglutinar un criterio más unánime. Por ejemplo, el amanecer, un águila planeando, un bosque, etc. Es raro escuchar afirmaciones del tipo: “Éste amanecer es más feo que el de ayer”. En la naturaleza lo que es, es. Y todo es bello antes de que intervenga el ojo

20 de octubre de 2012

Mantenerse ante el abuso

Hay muchos formatos de ser abusados en el sentido de engañados, presionados, extorsionados, etc., pero el estándar es el mismo para todos ellos: uno que abusa y el otro que está en una posición vulnerable y que en el momento crítico, cede y no mantiene la posición.

Por supuesto, estas líneas están dedicadas a todos y todas los y las que forman parte o han formado parte en algún momento de su vida de una relación en la que les presionan.

Puede tratarse de un abuso continuo o puntual. Esto es, que la persona se someta a la voluntad de otra de forma sistemática o que lo haga de manera puntual en situación de debilidad circunstancial. Cuando no es algo habitual, lo que ocurre es que la persona abusada tiene una necesidad o una ilusión que es utilizada por la otra parte para colocar el abuso. Así se